Showing posts tagged with: proactivitat

Qué fue de los propósitos financieros de Nochevieja

Ya han pasado unas semanas desde Nochevieja. ¿Qué fue de los propósitos financieros (y no financieros) en que pensasteis días, horas o minutos antes de que escucharais las campanadas? ¿Tenéis la sensación de que no se han puesto en marcha? Todos nos hacemos propósitos cuando empezamos un nuevo año o una nueva etapa. Son tópicos dejar de fumar, hacer más ejercicio o, en el ámbito financiero, ahorrar más. Estadísticamente, a finales de enero en la mayoría de casos se quedan en eso: propósitos. Y pasados ​​11 meses más los volvemos a formular con el cambio de año. ¿Os suena? Es importante que todo objetivo o propósito cumpla toda una serie de características. Hace muchos meses, en una de las primeras entradas de este blog, ya hablábamos de ello. Como en otras ocasiones, adaptamos métodos empresariales de éxito en el ámbito personal. Si os defendéis bien en inglés, podéis leer también un buen enlace al respecto.  

Leer más

Todos merecemos una segunda oportunidad financiera (por ley)

Seguramente lo habéis dicho o pensado alguna vez. Si fuerais más jóvenes. Si entonces hubierais contado con la experiencia que tenéis ahora. No se puede volver atrás. Pero a veces hay opciones que se aproximan mucho a ello. ¿Os imagináis volver a empezar sin deuda? Todos merecemos una segunda oportunidad financiera. Especialmente si ya no queda otra salida para sobrevivir.

Antes de la segunda oportunidad: cómo el agua llega al cuello

Para muchos, los últimos años han sido especialmente duros. Los hay que han perdido su empleo. Otros han sufrido una importante bajada de ingresos. Con toda seguridad, de todo esto se puede sacar un buen aprendizaje. Con conciencia, podemos adoptar una forma diferente de enfocar las finanzas personales o profesionales. Pero suele ocurrir que las deudas originadas por los errores cometidos quedan. Y pueden representar una losa pesada de arrastrar.  

Leer más

Red financiera: cómo el dinero fluye sin pasar por los bancos

Todos trabajamos con una entidad financiera u otra con un nivel más o menos alto de satisfacción. El negocio bancario, que existe desde la Edad Medieval, en el fondo es simple. Consiste en agrupar dinero de un conjunto de personas para dejarlo a quien lo necesite. Por este servicio, los bancos se quedan un porcentaje o comisión. En cierto modo, con esta operativa crean una red financiera de la que son el nudo. Como en infinitos otros campos, Internet está empezando a ofrecer alternativas a este sistema. Comentábamos en otra entrada de este mismo blog como nos podíamos beneficiar del consumo colaborativo en el día a día. Quizás tienes un coche que sólo utilizas los fines de semana. Si es así, durante los días laborables lo puedes poner a disposición de otros usuarios y sacar un rendimiento. Internet suministra la base para hacerlo. Veíamos hace unas semanas como hay varias empresas en red que se dedican a poner en contacto a propietarios de vehículos disponibles con usuarios potenciales de éstos.  

Leer más

Visión financiera (confieso: yo no sé montar un cuadro eléctrico)

Todos tenemos algún campo en el que contamos con más conocimientos o habilidades que otras personas. A veces es un don. En otras ocasiones esto es consecuencia de muchas horas de trabajo y estudio. ¿Has tenido alguna vez delante un profesional que toque una materia con la que no estás familiarizado? Parece que resuelva los problemas como por arte de magia. Seguramente tú tienes conocimientos muy buenos en algún área específica. En acOnseguir, destacamos por nuestra visión financiera. Retomo el encabezamiento de esta entrada. No tengo ni idea de cómo montar un cuadro eléctrico, o de cómo reparar una caldera de calefacción a gas. Cuando se me estropea, sé que la mejor opción es llamar al servicio técnico para que lo arreglen. Vale la pena ver cómo trabajan estos operarios. Saben perfectamente dónde están los tornillos para montar o desmontar las piezas. En muy poco tiempo tienen el diagnóstico de lo que pasa y de lo que hay que hacer.  

Leer más

Valentía financiera (o cómo no hacer el avestruz)

Probablemente conocéis el dicho popular que explica que el avestruz esconde la cabeza cuando ve señales de peligro. Por tanto, de manera habitual asociamos el comportamiento de esta inmensa ave a una carencia de querer afrontar los problemas. Más adelante quizás os daré una sorpresa al respecto. En todo caso, este encabezamiento me sirve para introducir la importancia de tener valentía financiera. La usamos para abordar situaciones que, caso de que no se resuelvan, se van complicando. Y, financieramente hablando, "complicaciones" suele traducirse en "deudas". La principal motivación de estas líneas deriva de la experiencia que tengo en acOnseguir. Puestos a planificar financieramente, la verdad es que todos preferimos poder hacer números en un escenario de capacidad de ahorro. Esto ocurre cuando los ingresos superan los gastos. En este tipo de situación, se pueden marcar objetivos como contar con una renta adicional en el momento de jubilarse o poder cambiar de vivienda. Hay muchas otras entradas en este blog al respecto. Una de ellas habla, por ejemplo, del poder de la diversificación financiera.  

Leer más

Pensamiento lateral aplicado a las finanzas personales

¿Conocéis la imagen que hay sobre estas líneas? De hecho, es un clásico que en su día puso de moda Edward de Bono. Es un claro ejemplo ilustrativo del pensamiento lateral. ¿Veis una mujer joven o una vieja? ¿Sois capaces de alternar un enfoque con el otro? Si sólo veis una, al final de esta entrada os ayudo a identificar la segunda. La técnica del pensamiento lateral consiste en organizar los procesos mentales para encontrar soluciones a problemas. Esto se hace mediante planteamientos diferentes a los que parecerían habituales o lógicos. El resultado es una clara ampliación de las posibles alternativas para resolver una determinada situación. Y, en el proceso, la creatividad puede tener un papel muy relevante.  

Leer más

Gasolina financiera para que el coche no se pare

Espero que pronto los motores eléctricos dejen obsoleto este título. Mientras no llegue el momento, la "gasolina financiera" de este título me sirve de ejemplo gráfico de lo que quiero transmitir. En esta entrada del blog me centro en la importancia de una buena financiación. Si vamos un paso más allá, una buena autofinanciación no nos hará depender de ninguna entidad de crédito. Quienes hemos conducido un vehículo a motor conocemos la necesidad de disponer de información fiable de las magnitudes más relevantes. Velocidad, temperatura del agua, revoluciones serían algunas de ellas. Conocer cuál es el recorrido que haremos, el carburante que nos hará falta y con qué contamos para el trayecto resulta imprescindible. Una buena planificación del viaje evita quedarnos cortos, no llegar a repostar a tiempo, y quedarnos parados. El dinero constituye la gasolina financiera que nos hará falta para alcanzar las diferentes metas que nos proponemos. La adecuada planificación de este recurso resulta fundamental. Es igual que hablemos de una economía familiar o un negocio, por grande o pequeño que sea.  

Leer más

Cura financiera: tú puedes sanar tus finanzas

Hace unas semanas nos dejó Louise Hay, pionera de los libros de autoayuda. El encabezamiento de esta entrada del blog es un pequeño homenaje a una de sus obras más relevantes, "Usted puede sanar su vida". Me he permitido parafrasear y llevar este título al campo que me ocupa. Con un proceso de cura financiera tú puedes sanar tus finanzas. Entre los conceptos que se pueden encontrar dentro de sus diversos escritos, destacaría especialmente algunos. Por sorprendente que sea, se pueden aplicar de manera muy práctica también en el campo de las finanzas. Veámoslos:

  • somos responsables al cien por cien de todas nuestras experiencias
  • el momento del poder es siempre el presente
  • en nuestros peores momentos, pensamos "yo no sirvo"
  • sólo es una idea, y las ideas se pueden cambiar
 

Leer más

Deudas y sabotaje a la libertad financiera

Las líneas que siguen, como muchas otras cosas en la vida, son consecuencia de dos casualidades que han hecho que me vuelva a referir a las deudas como elemento de sabotaje a la libertad financiera. No faltarán economistas quienes mencionarán los beneficios que a nivel macroeconómico tiene la deuda como medio que incrementa el dinero en circulación (multiplicador monetario). La realidad que veo en mi día a día con clientes, sin embargo, es que una gran parte de las dificultades financieras que vive mucha gente derivan precisamente de un exceso de préstamos pendientes. Y, de hecho, estos problemas van mucho más allá del clásico "no llegar a fin de mes", sino que pueden llegar a afectar a la propia libertad: el miedo a no poder pagar lo que se debe puede paralizar a la hora de tomar decisiones que quizás nos harían ser más felices (por ejemplo dejar un trabajo que no nos ilusiona). Veamos cuáles son las dos casualidades que hoy me han llevado hasta aquí.  

Leer más

Concretar objetivos financieros: aprovechemos la energía post-verano

Con las líneas que siguen pretendemos enfocar una parte de la energía acumulada durante los días que probablemente habréis tenido de vacaciones para concretar objetivos financieros que os motiven, os pongan en marcha, y os hagan sentir mejor. Este sigue siendo un país que queda cerca de pararse durante agosto (menos que hace unos años, todo hay que decirlo). Muchos de nosotros habremos dispuesto de tiempo para reponernos. En cierto modo, volvemos a la vida cotidiana con las pilas cargadas para emprender acciones diversas. ¿Qué os parece si dedicamos parte de este empuje veraniego a concretar objetivos financieros y ponernos manos a la obra para caminar en la dirección correcta para que se conviertan en realidades? Es conveniente diferenciar entre las metas que nos podemos plantear a nivel personal o familiar, y las relativas a la actividad profesional que desarrollamos en un negocio propio, en su caso.  

Leer más

Nuestros servicios financieros personales

Suscríbete a nuestro boletín